• +34 971 213 262
  • consultas@cinib.es
    efectos secundarios de la funduplicatura

    Los ensayos clínicos apuntaban una mayor eficacia del tratamiento quirúrgico frente al tratamiento médico. El tratamiento médico es efectivo en la mayoría de los pacientes con ERGE, pero en ocasiones los fármacos no se toleran bien y/o simplemente los pacientes no quieren tomar el tratamiento durante un tiempo prolongado.

    El estigma de la obesidad pesa a la hora de tomar una decisión. El miedo y la incertidumbre del resultado de la cirugía la hacen difícil, desconociendo que su actual condición es más peligrosa para su salud. Cuando un paciente ha agotado todos los tratamientos médicos y dietéticos, llega a plantearse la cirugía. Es a partir de este momento cuando aparecen las dudas y los miedos, todos ellos normales, al plantearse una situación desconocida.

    En lo que a imagen corporal se refiere, en pocos meses tras la cirugía, la pérdida de peso produce una mejora de la imagen con una apariencia mas atractiva y sensación de ligereza, con reducción de medidas y tallas, lo que permite encontrar ropa de uso con mayor facilidad.

    La pérdida de peso tras la cirugía induce cambios importantes en la vida del paciente operado. Además de la mejoría de su condición de salud, existe mejoría del dolor articular (caderas, rodillas, espalda, tobillos) relacionado con el peso y la sobrecarga que soportaban estas articulaciones.

    En España no hay estudios sobre la magnitud de la obesidad en la población adulta inmigrante a pesar de representar en la actualidad el 13% del total de la población española. Varios estudios realizados en EE. UU. y Europa han mostrado importantes variaciones en la prevalencia de obesidad entre las poblaciones de inmigrantes y la población autóctona del país de acogida.