• +34 971 213 262
  • consultas@cinib.es
    grasa visceral

    Actualmente, el tratamiento más efectivo contra la obesidad mórbida es la cirugía bariátrica, ya que consigue una tasa de éxito a largo plazo superior al 80%, comparada con el 3% de los tratamientos médicos o nutricionales habituales. Además, presenta una alta tasa de remisión y mejoría en las comorbilidades que acompañan a la obesidad, tales como diabetes tipo II, dislipidemias, hipertensión arteriaL, apnea de sueño, hígado graso, etc.

    banda gastrica

    En la actualidad existen múltiples procedimientos disponibles en cirugía de la obesidad. La banda gástrica ajustable laparoscópica (BGAL) ha sido una de las técnicas bariátricas más utilizadas. Ha demostrado ser un procedimiento seguro con una tasa de mortalidad muy baja y pocas complicaciones perioperatorias mayores. Sin embargo, los resultados a largo plazo muestran una elevada tasa de fracaso, tanto por la morbilidad tardía como en la pérdida ponderal esperada. Nuestra Unidad no realiza esta técnica y la experiencia presentada se relaciona con su extracción debida a las complicaciones de este dispositivo. Nuestro objetivo es analizar cuales han sido las causas de cirugía de revisión tras tratamiento bariátrico con banda gástrica ajustable laparoscópica realizado en otros centros, describir cual ha sido el procedimiento sustitutivo tras su retirada y evaluar nuestros resultados.

    combate el exceso de peso

    Convencido de que la causa principal del exceso de peso y la obesidad es la comida que come, una dieta apropiada debería ser la base para cualquier solución que intente afrontar el problema. Aunque debo afirmar que el término dieta no es un término de nuestro gusto ya que de alguna manera suena a algo poco natural, impuesto, provisional e insostenible.

    apnea obstructiva del sueño

    Los pacientes obesos tienen un riesgo seis veces mayor de manifestar apnea obstructiva del sueño. Esta condición puede, por sí misma, predisponer al riesgo del desarrollo de hipertensión arterial, de enfermedad cardiovascular, de trastornos del comportamiento, de bajo rendimiento escolar y de una pobre calidad de vida.